CONDENAN A 15 AÑOS DE PRISIÓN A MUJER ACUSADA DE PLANIFICAR ASESINATO EN LA PROVINCIA DE TOCACHE.

LOS HECHOS OCURRIERON EN EL 2019.

Actualizado 5/7/2021

Responsive image

Compartir :


El Juzgado Penal Colegiado Virtual de Mariscal Cáceres-Juanjuí de la Corte Superior de San Martín integrado por los magistrados María Angélica Catarí Espinoza, John Huerta Molina y Everth Hugo Lama Tinoco, condenó a 15 años de cárcel efectiva a Llanira Vásquez Monzón, al encontrarla responsable como autora de la comisión del delito contra la vida el cuerpo y la salud en la modalidad de homicidio calificado perpetrado con alevosía, en agravio de María Marleny Abad Reyes.

Los hechos que motivaron la imposición de esta condena ocurrieron el 19 de junio del 2019 en el caserío Rio Blanco, jurisdicción de la provincia de Tocache, cuando la condenada conjuntamente con su conviviente Pedro García Naira, planificaron y organizaron la agresión física a la agraviada.

Llanira Vásquez Monzón acompañada de Pedro García Naira se dirigieron a la chacra donde la agraviada estaba junto a sus hijos de 5 y 2 años de edad, generándose una pelea entre ambas. Posteriormente, Pedro García intervino en la pelea que acabó con la muerte de la agraviada en presencia de sus menores hijos.

Luego, dejaron el cuerpo de la víctima bajo las plantaciones de plátano, fugando del lugar Pedro García Naira por el monte con rumbo desconocido; en tanto Llanira Vásquez Monzón se llevó a los niños para abandonarlos. Estos fueron después encontrados y auxiliados por un vecino.

Los coautores Pedro García Naira y Llanira Vásquez Monzón son convivientes y tienen tres menores hijos de 13, 9 y 1 año de edad. Sin embargo, Pedro García Naira mantenía también una relación sentimental con María Marleny Abad Reyes, con quien ha tenido un hijo de 2 años. Habiendo pleitos en común por celos.

Los jueces concluyeron que la sentenciada es una persona mayor de edad, que ha actuado en pleno uso de sus facultades mentales, por tanto, pudo darse cuenta claramente de la antijuridicidad de su conducta.

El tribunal, además, fijó en S/ 9 mil el monto que por concepto de reparación civil la sentenciada deberá pagar a favor de la sucesión María Marleny Abad Reyes, la misma que se cancelará en ejecución de sentencia, consentida o ejecutoriada que sea la presente.

Otra de las disposiciones impuestas establece que se disponga la ejecución provisional de la sentencia en su extremo penal, aunque se interponga recurso impugnatorio contra ella, comunicándose a las autoridades penitenciarias para tal fin.


Puedes seguir leyendo :


Radio en vivo

Estás escuchando :

Nuestros anunciantes